29.03.2019

Actualización sobre el caso Hardeman

Estamos decepcionados con la decisión del jurado en la segunda fase del caso Hardeman, pero este fallo no cambia el peso de la concluyente investigación científica desarrollada durante más de 40 años y las conclusiones de más de 160 autoridades regulatorias de todo el mundo que respaldan la seguridad de nuestros herbicidas a base de glifosato y que aseguran que no son cancerígenos. El veredicto en este juicio no tiene impacto en casos y juicios futuros, pues cada uno tiene sus propias circunstancias fácticas y legales. Bayer apelará.

 
El jurado en este caso deliberó durante más de cuatro días antes de llegar a un veredicto de causalidad en la primera etapa, lo que indica que muy probablemente estaba dividido en base a la evidencia científica. Los fallos legales en virtud de los cuales el juzgado admitió el testimonio del experto científico del demandante que calificó de "débil", es uno de varios aspectos importantes que la Compañía puede plantear en la apelación. Monsanto hizo una moción para excluir esta misma evidencia antes del juicio. "Nos solidarizamos con el Sr. Hardeman y su familia, pero como Bayer respaldaremos estos productos y los defenderemos enérgicamente”.
 
Los productos Roundup y su ingrediente activo, el glifosato, se han utilizado de manera segura y exitosa durante más de cuatro décadas en todo el mundo y son una herramienta valiosa para ayudar a los agricultores a proveer cultivos a los mercados y llevar a la práctica una agricultura sustentable al reducir la labranza y la erosión del suelo y las emisiones de carbono. Las autoridades reguladoras de todo el mundo consideran que los herbicidas a base de glifosato son seguros cuando se usan según las indicaciones. Existe una gran cantidad de investigaciones sobre el uso de glifosato y herbicidas a base de glifosato, que incluyen más de 800 estudios rigurosos presentados a la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos (EPA, por su sigla en inglés), reguladores europeos y otros en relación con el proceso de registro, que confirman que estos productos son seguros cuando se usan según las indicaciones.
 
En particular, el estudio epidemiológico más importante y más reciente, un estudio a largo plazo respaldado por el Instituto Nacional del Cáncer de los Estados Unidos y publicado en 2018, que siguió a más de 50,000 aplicadores de pesticidas durante más de 20 años y que fue publicado después de la monografía de la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC)  -un grupo de la Organización Mundial de la Salud-, no encontró asociación entre los herbicidas en base al glifosato y el cáncer. Además, la evaluación de riesgo de cáncer post-IARC de la Agencia de Protección de Medio Ambiente de los Estados Unidos (EPA) de 2017 examinó más de 100 estudios que la agencia consideró relevantes y concluyó que "no es probable que el glifosato sea carcinogénico para los humanos", su calificación más favorable. Así también fue señalado por la agencia regulatoria Health Canada en una declaración muy reciente, "ninguna autoridad reguladora de productos fitosanitarios en el mundo actualmente considera que el glifosato representa un riesgo de cáncer para los humanos en los niveles a los que los humanos están actualmente expuestos".
 
• Visite nuestro centro de glifosato para encontrar información: Bayer.com/glyphosate
• Nueva página: glyphosate homeowner use.
• Conozca cómo funciona este producto fundamental en el control de malezas. Learn more about how the product works.
• GlyphosateLitigationFacts.com: Acá pueden encontrar la información más reciente de los litigios